<body><script type="text/javascript"> function setAttributeOnload(object, attribute, val) { if(window.addEventListener) { window.addEventListener('load', function(){ object[attribute] = val; }, false); } else { window.attachEvent('onload', function(){ object[attribute] = val; }); } } </script> <div id="navbar-iframe-container"></div> <script type="text/javascript" src="https://apis.google.com/js/plusone.js"></script> <script type="text/javascript"> gapi.load("gapi.iframes:gapi.iframes.style.bubble", function() { if (gapi.iframes && gapi.iframes.getContext) { gapi.iframes.getContext().openChild({ url: 'https://www.blogger.com/navbar.g?targetBlogID\x3d9453302\x26blogName\x3dKBULLA\x26publishMode\x3dPUBLISH_MODE_BLOGSPOT\x26navbarType\x3dBLUE\x26layoutType\x3dCLASSIC\x26searchRoot\x3dhttp://kbulla.blogspot.com/search\x26blogLocale\x3des_VE\x26v\x3d2\x26homepageUrl\x3dhttp://kbulla.blogspot.com/\x26vt\x3d6415826347997760451', where: document.getElementById("navbar-iframe-container"), id: "navbar-iframe" }); } }); </script>

Desde el escritorio de KBULLA

Monsieur l'abbé, detesto lo que escribe, pero daría mi vida para hacer posible que Ud. continúe escribiendo. (Carta de Voltaire a M. le Riche. Febrero 6 de 1.770)


Join the Blue Ribbon Online Free Speech Campaign
Join the Blue Ribbon Online Free Speech Campaign!

Ciudad Guayana, martes, 13 de junio de 2006

QUIEN NO LA DEBE, NO LA TEME.

El año pasado, un día sábado, la empresa recibió la visita de 2 fiscales del SENIAT acompañados de un cabo uniformado de la Guardia Nacional. Informaron que venían a hacer una auditoría.

Se les informó que por ser sábado, el personal administrativo no trabajaba ese día. Ubique a su contador o administrador y dígale que el SENIAT está aquí y que necesitamos ver los libros contables, fue la lacónica respuesta.

Tal como lo señala el diccionario de la RAE, una auditoría es un procedimiento administrativo mediante el cual se verifica si los libros de la empresa reflejan la realidad económica de la misma. Es decir, en este caso, la auditoría del SENIAT tenía por objetivo el verificar que estuviésemos cumpliendo con la ley de tributo o pago del impuesto al valor agregado (IVA).

Estuvieron desde las 8:00 A.M. (corrido) hasta las 3:00 P.M., momento en el cual decidieron cerrar la empresa por 72 horas. Todo el área administrativa, incluyendo archivos, computadoras, impresoras y puertas de acceso, fueron precintadas con un tirro amarillo de unas 2 ½” de ancho, con las palabras SENIAT y una leyenda informativa sobre la prohibición de remoción de dicho tirro. ¿La razón? Bueno, la empresa tiene el dudoso honor de formar parte de eso que han dado en llamar “agentes especiales de retención”. Sin uno quererlo o proponérselo, un buen día recibimos una comunicación oficial en donde se nos informaba que, a partir de ese momento, estábamos en la obligación de retener entre el 75% y el 100% del impuesto al valor agregado que en circunstancias normales debíamos de cancelar (a la hora de realizar algún tipo de compra) directamente al comercio que realizaba la venta. Con este artilugio, el gobierno no sólo obliga a que una gran cantidad de empresas funjan de agentes recaudadores (y de paso, en forma gratuita) sino que se acelera la recaudación impositiva al no tener que esperar 45 días por el depósito de dicho impuesto (por parte de los comercios que no son “agentes especiales de retención”) como venía siendo hasta la creación de tal "distinción". Concretamente, los fiscales del SENIAT encontraron que dicha transacción de retención aparecía en el libro diario de compra como un anexo, ya que el formato del libro no contemplaba una columna adicional para tal fin. Dijeron que eso no podía ser. De nada sirvió que se les mostrase que sí aparecía integrado en el libro mayor, que todos las retenciones habían sido depositas en el período de tiempo correspondiente, o que el libro diario de venta reflejase el IVA (que se nos retenía) también en forma de anexo y que para tal libro ellos no presentaban objeción alguna. No encontraron ninguna evasión. Simplemente un detalle contable que ellos argumentaban que no era cónsono con las leyes contables.

El lunes regresaron a las 12:30 P.M., momento en el cual retiraron todos los precintos y el personal pudo empezar sus labores. Paralelamente, los fiscales siguieron con su proceso de auditoría o fiscalización. Esta vez, solicitando la presentación de determinado número de facturas, tanto del año en curso como de ejercicios fiscales anteriores. El proceso se dilató hasta cerca de las 6 P.M., sin que pudiesen encontrar irregularidad alguna.

¿A qué viene todo este cuento? Bueno, está sobre el tapete la legalidad del padrón electoral emitido por el CNE. Dicho de otra forma, la imagen (la solvencia moral) del ente electoral está en entredicho. Se plantea entonces la necesidad de revisar y verificar (auditar) la información y sustento de los archivos del ente comicial. Es una oportunidad de oro para que la institucionalidad democrática venezolana salga fortalecida, al mostrarle a Venezuela y el mundo que contamos con un organismo rector (de los comicios electorales) íntegro a carta cabal. ¿Cuál ha sido la reacción del directorio del CNE? No hay objeción a que se realice una auditoría al organismo, siempre y cuando sean ellos (y no el ente auditor) los que escojan quiénes realizaran la auditoría, qué van a auditar y en qué forma lo van a hacer.

En pocas palabras, quien debiera aprovechar la oportunidad para mostrarnos su salud como institución, actúa como reo confeso. ¿Qué pensaría el lector si en la empresa les hubiésemos dicho a los fiscales del SENIAT que viniesen el lunes, que no queríamos al Guardia Nacional dentro de la empresa y que no teníamos porqué mostrar documentos previos al ejercicio fiscal del año en curso?

La mujer del César no sólo debe ser honrada, también debe parecerlo.



ACTUALIZACIÓN.-

México va a elecciones presidenciales el próximo 02 de julio. Como en todo proceso democrático, el mismo no está exento de cuestionamientos. Sin embargo, a diferencia de nuestro "shakiriano" CNE (bruto, ciego, sordomudo, torpe, traste, testaduro) en el país del "cachorro del imperio" existen mecanismos mediante los cuales, los partidos opositores pueden cuestionar y revisar (existe una Comisión de Vigilancia del Padrón Electoral, conformada por representantes de los partidos políticos) la base de datos de electores. En los links al pie de la nota, se puede ver que dicho proceso de control no sólo se viene realizando varios años antes del proceso electoral presidencial, sino que en los actuales momentos, se realiza una auditoría (cuestionada, por ser realizada por una empresa privada, con fama de incumplidora) apenas a 2 semanas del proceso comicial, con todo y tratarse de 71 millones de votantes. A pesar de lo que bien puede lucir como un ambiente caldeado, los 7 partidos participantes en el proceso, dieron un espaldarazo a las autoridades electorales a través de la firma de un tratado denominado PACTO DE CIVILIDAD. Viendo nuestra realidad electoral y recordando cómo "funcionaba" nuestro CSE, podríamos decir que: "aquellas aguas trajeron estos lodos". ¡Cuánto nos falta por aprender!

-IFE RATIFICA CONFIABILIDAD DEL PADRÓN ELECTORAL.

-IFE CONTRATA AUDITORÍA CON EMPRESA INCUMPLIDORA.

-PACTO DE CIVILIDAD.





- - - -


- - - -

1 COMENTARIOS:

A las 4:17 p. m., Blogger Troka vino y dejó por escrito:

qué bueno leerlo de nuevo Sr. Kbulla y como siempre con una muy acertada reflexión.
Abur.-

 

Publicar un comentario

VINCULACIÓN A ESTE POST:

Crear un vínculo

<< VER ÚLTIMO POST PUBLICADO