<body><script type="text/javascript"> function setAttributeOnload(object, attribute, val) { if(window.addEventListener) { window.addEventListener('load', function(){ object[attribute] = val; }, false); } else { window.attachEvent('onload', function(){ object[attribute] = val; }); } } </script> <div id="navbar-iframe-container"></div> <script type="text/javascript" src="https://apis.google.com/js/plusone.js"></script> <script type="text/javascript"> gapi.load("gapi.iframes:gapi.iframes.style.bubble", function() { if (gapi.iframes && gapi.iframes.getContext) { gapi.iframes.getContext().openChild({ url: 'https://www.blogger.com/navbar.g?targetBlogID\x3d9453302\x26blogName\x3dKBULLA\x26publishMode\x3dPUBLISH_MODE_BLOGSPOT\x26navbarType\x3dBLUE\x26layoutType\x3dCLASSIC\x26searchRoot\x3dhttp://kbulla.blogspot.com/search\x26blogLocale\x3des_VE\x26v\x3d2\x26homepageUrl\x3dhttp://kbulla.blogspot.com/\x26vt\x3d6415826347997760451', where: document.getElementById("navbar-iframe-container"), id: "navbar-iframe" }); } }); </script>

Desde el escritorio de KBULLA

Monsieur l'abbé, detesto lo que escribe, pero daría mi vida para hacer posible que Ud. continúe escribiendo. (Carta de Voltaire a M. le Riche. Febrero 6 de 1.770)


Join the Blue Ribbon Online Free Speech Campaign
Join the Blue Ribbon Online Free Speech Campaign!

Ciudad Guayana, domingo, 3 de diciembre de 2006

NADA COMO UNA COLA ELECTORAL PARA CONOCER LA IDIOSINCRASIA DE UN PUEBLO.

Lo que el lector leerá a continuación, es un arreglo en torno a un comentario que realicé en el blog del amigo TOPOCHO. Concretamente, en el post titulado PEDRO EMILIO COLL: EL DESASTRE DE LAS CAPTAHUELLAS. Por alguna extraña razón, no logro que se acepte mi comentario, mas si el mismo es del “tipo telegrama”, ese si es aceptado. Ayer estuve visitando un blog en el que su propietario reclamaba que no podía publicar sus comentarios en el blog de TOPOCHO. Hoy, a mi no me queda más remedio que decir, como en la cuña de MOVILNET: ¡Yo también lo certifico!

Y no es que uno quiera descargar al bueno de TOP8 (como le dicen muchos blogueros) pues entiendo que son problemas del servidor en donde tiene alojado su blog, sino que veo que todo el mundo echa su cuentico sobre su “experiencia sufragable” y eso a mí me dá mucha envidia, pues a mí me fue de lo más bien, y nada extraño hay que reportar, salvo el contraste entre la situación denunciada por TOPOCHO y mi muy criolla vivencia, de lo que bien puede ser el día a día de cualquier cola en la que sus miembros sean venezolanos. Es decir, un conglomerado (la mar de heterogéneo) de despistados, oportunistas (el pana que le estaba guardando el puesto a todo el condominio, el que estaba sentado en la acera del frente, a la sombra de un frondoso samán, y cuando estás a punto de entrar te dice que él estaba delante de ti, el que dice que es médico y dejó al paciente -abierto en canal- en la mesa de operaciones, el que le toca trabajar ese día en una empresa básica, etc., etc.) antiparabólicos, venáticos y querrerres incapaces de cederle el puesto a un parapléjico. A continuación el “comment”.

Bueno, aquí en Guayana no hay capta huellas y la problemática viene justamente por la falta del aparatito.

No entiendo a mis compatriotas. Llegan de lo más silvestres a que alguien (el soldado de la puerta, el vecino de la cola, el vendedor de BONICE, la comadre que se quedó haciendo hallacas en la casa y a la que se le envía un mensaje de texto desde un RAZR, porque “casi no tengo saldo”) les averigüen la mesa, página y línea en donde deben votar. Otra variable de compatriotas está conformada por personajes que, a estas alturas, vienen preguntando a todo el que quiera escucharlos, si será ese el centro en donde les toca votar. Se les señala unas listas que están adentro de la escuela, dizque para evitar que un vándalo las arranque. Entonces, hay que esperar a que lo dejen pasar a uno para ver si sale en la lista, pues repito, las mismas están dentro del colegio (que no abrió sino hasta pasaditas las 7:00 A.M.) para evitar vandalismos.

Mucha gente se sorprendió en la cola previa que se hacía en la calle, cuando yo saqué la página impresa del portal del CNE con mis datos de ubicación de la mesa, página y línea en donde me tocaba votar. Dicho de otra forma, es coba eso de que en Venezuela toditos se meten, alguno que otro día, en INTERNET, o conocen a alguien que tiene INTERNET y los tiene al tanto de todo el acontecer nacional. Después, alguien dijo (en verdad yo no lo sabía) que enviando un mensaje al 262 con la palabra REP (espacio) y el número de cédula, aparecía la información que casi nadie sabía y todos querían. Eso funcionó hasta poco antes de las 6:00 A.M. Después, parece que el número de llamadas colapsó al servidor y la indefectible respuesta era que, o bien se había escrito el número de cédula malo, o no estaba uno inscrito en el CNE. Encima, resultó que si no se ponía espacio después de la palabra REP, el mensaje iba a parar a la mensajería de texto del programa "ALÓ CIUDADANO" de GLOBOVISIÓN, desde donde te enviaban el retorno agradeciendo tu comentario. Este...

Entonces, si bien parte del despelote en la cola es producto de la desinformación, por lo tardío en la publicación, por parte del CNE, de tan vitales datos, también hay que reconocer que nuestra idiosincrasia juega un importante papel en el fomento y fortalecimiento de ese “savoir vivre” tan nuestro.

Llegué a las 4:27 A.M. Por delante, apenas si tenía unas 29 personas y salí de votar a las 8:07 A.M. Mientras retornaba a mi casa y veía la dinámica que daba vida a las colas de gente llena (a estas alturas) de injustificadas dudas, me acordé de la canción esa de CARLOS BAUTE (aquel que dejó el pelero y se fue corriendo para la madre patria) y me puse a pensar que lo que en verdad hace que el que muchos de nosotros nos quedemos en este hermoso país llamado Venezuela, no es el hecho de que seamos optimistas, sino que simplemente...simplemente nos gusta la guachafita.

- - - - -

- -- - -

5 COMENTARIOS:

A las 4:45 p. m., Anonymous topocho vino y dejó por escrito:

Saludos amigo, lamentablemente a veces se me va la mano ajustando las reglas del módulo de antispam, pero es la única forma de medio matener a raya los miles de comentarios de SPAM que me llegan cada día.

Del resto, no podría estar más de acuerdo con su apreciación de la comportamiento del típico venezolano.

 
A las 6:54 p. m., Blogger egg vino y dejó por escrito:

Yo saqué la misma conclusión que tu al haber votado en 5 min. una brutal abstención :-(

 
A las 10:00 p. m., Anonymous Maléfica vino y dejó por escrito:

Sr. Kbulla, estoy muy preocupada porque desde hace más de un mes que usted no postea ni comenta ni nada.
A lo mejor lo está pasando bomba pero haga el favor de dejarnos aunque sean señales de humo.
Feliz Navidad y Feliz año y Feliz día de reyes y si seguimos así será también feliz carnaval.

 
A las 9:11 p. m., Anonymous Luis Peña vino y dejó por escrito:

Sr. Kbulla coincido con Malefica en su preocupacion por su ausencia en este espacio.
Feliz dia de la Amistad y mire que ya viene Carnaval

 
A las 5:42 p. m., Anonymous Anónimo vino y dejó por escrito:

Conseguí a este email el otro día que tenía un manojo de los cuadros de las estrellas de cine famosas, los cantantes tienen gusto de Madonna y de Barbara Streisand -- pero básicamente, gente muy bien conocida. Anywho, cada individuo tenía dos cuadros en este email.

 

Publicar un comentario

VINCULACIÓN A ESTE POST:

Crear un vínculo

<< VER ÚLTIMO POST PUBLICADO